El billete para volar en CityHawk, el primer taxi volador que funciona con hidrógeno, costará 150 dólares

El sueño de volar de una lado a otro dentro de las ciudades está cada vez más cerca, pero no termina de llegar. La tecnología, y la regulación, es muy compleja. Pero poco a poco se van superando los obstáculos. La compañía israelí Urban Aeronautics ha presentado CityHawk, un taxi volador para seis personas que funciona con hidrógeno.

Urban Aeronautics es una compañía veterana en esto de los vehículos eléctricos de despegue vertical (EVTOL), pues construyó su primer modelo nada menos que en 2003, y en 2016 ya realizaba vuelos de prueba de varios minutos con sus vehículos eléctricos autónomos.

Ahora ha llegado a un acuerdo con la compañía HyPoint para incorporar un motor de hidrógeno a tu su nuevo taxi volador, el CityHawk. Aquí puedes verlo en funcionamiento.

CityHawk es un vehículo volador de despegue vertical con capacidad para seis personas. No es autónomo, así que necesita piloto. Su principal característica es que dispone de dos enormes rotores que forman parte del fuselaje de la nave. Esto le permite volar en el interior de montañas, edificios, e incluso entre las calles de una ciudad, algo que no puede hacer un helicóptero convencional.

Uno de los problemas de usar grandes hélices es que hacen mucho ruido. Pero Urban Aeronautics asegura que sus motores alimentados por una pila de hidrógeno son extremadamente silencioso. A unos 50 metros de altura solo generan 76 decibelios, similar al ruido del tráfico de una gran ciudad.

Sus características técnicas son bastante impresionantes. Puede volar a 270 Km/h y la autonomía varía entre los 150 y los 350 Kilómetros, según el peso. Acepta una carga máxima de 760 Kilos. Sin embargo estos datos se refieren a la versión de combustible.

El cambio a hidrógeno aporta muchas ventajas. Es una energía limpia, que no contamina, y es barata y abundante. Y repostar solo cuesta 3 minutos, frente a las varias horas que requiere una batería eléctrica.

La compañía israelí está diseñando cuatro variantes: transporte privado de empresa, taxi volador, vehículo de emergencia, y transporte privado individual. Incluso ha puesto precio al billete: 150 euros.

Aún no tiene fecha de puesta en marcha, pero Urban Aeronautics asegura que CityHawk cumple todas las normas de FAA que regulan los helicopteros en entornos urbanos, así que no debería tener problema para conseguir los permisos de vuelo.