Guillermo Moscoso: Anhelo tener un anillo de campeón y Caribes tiene hambre de ganar

Pablo Alejandro Rondón| @PablinhooAlee

CARACAS. El lanzador Guillermo Moscoso va con la ilusión de ganar su segundo anillo de campeón en la LVBP de la mano de Caribes de Anzoátegui, elenco que lo escogió como su adición de cara a la serie final que sostendrá contra Cardenales de Lara. El derecho se siente como en casa, al conocer de antes a varios de sus nuevos compañeros.

“Es la segunda vez que seré refuerzo, la primera vez fue el año pasado con Tiburones de La Guaira, me siento bastante contento con la gente de Caribes de Anzoátegui por tomarme en cuenta y anhelo tener un anillo de campeón y qué más con ellos que tiene hambre de ganar”, contó el iniciador al canal IVC.

El serpentinero de 37 años asume el reto frente a una novena que ya conoce muy bien, al punto de haberla enfrentado en las semifinales con su equipo original, Tigres de Aragua. En dos aperturas, sacó lo mejor de sí al solo tolerar dos rayitas en 11.1 innings, para una baja efectividad de 1.59. “Viene de enfrentarse en la final contra Cardenales y creo que va a ser una final bastante pareja”, comentó sobre la campaña anterior, en la que ambos elencos ya habían chocado y el triunfo fue para los “pájaros rojos”.

Pero Moscoso viene con una receta que puede ser clave si “La Tribu” llega a tener éxito, que es contener al exigente line-up alado. “Lara tiene un line-up bastante balanceado, totalmente con Ildemaro (Vargas) y César Hernández, que son dos peloteros claves. Mientras no los tengas en base, tienes control del juego”.

Él sabe que de la mano de los grandeligas es que se abren los abanicos de opciones a los dirigidos por José Moreno. “Cuando ellos están en base viene cualquier tipo de jugadas, toque, bateo y corrido, robos de base, es donde hacen los planes”, explicó el nativo de Maracay.

Aunque resalta que en la alineación crepuscular todos representan peligro, resalta que sobre “Caripito” y el barquisimetano “es bastante importante tener la concentración” por sus habilidades, ya que al final, son la “clave”.

Conocidos que lo fortalecen. Ya Moscoso ha trabajado con frecuencia contra los centro-occidentales, por lo que debe mejorar sus estrategias a la hora de volver a enfrentarlos, tal y cómo ocurrirá en el juego tres de la serie, pero los planes mejoran de la mano de varios conocidos que pueden recibir sus lanzamientos.

“Todo es el manejo del pitcheo, de cómo se va a llevar el juego, un juego vas a atacar con un pitcheo y otro con otros pitcheos, porque ellos van a hacer ajustes. Es allí donde es la táctica, la experiencia de cuál va a ser la mejor”, aseguró el diestro, mientras arrojó flores a su nuevo club, mientras también elogiaba a los larenses por su jerarquía en este tipo de instancias.

“Yo voy con un equipo que sabe ganar en los play-offs, en el caso de (Jesús) Sucre, de (Tomás) Telis, de (Gabriel) Lino, son peloteros que conocen a esa toletería”, dijo el pitcher, que describió la importancia que tienen estos nombres en él.

“En el caso de Sucre, nos conocemos de muchos años porque estuvo conmigo un rato en Leones del Caracas, y Lino estuvo en Tigres conmigo y sabe más o menos cuáles son mis pitcheos. Me siento en confianza porque voy a un equipo donde me conocen”, concluyó el aragüeño.

Moscoso solo ha lanzado en dos finales. En las justas 2008-2009 y 2009-2010, ambas con los melenudos y dejó efectividad de 3.00 en seis innings, hace más de diez años, con tres ponches, seis hits permitidos y seis boletos, para un WHIP de 2.000, sin embargo, quiere dejar eso atrás para alzar un nuevo trofeo en Venezuela.

Balbino para el 1ª. El gerente general de Caribes, Samuel Moscatel, confirmó a la citada señal que Balbino Fuenmayor regresará al equipo para el primer juego de la final. El poderoso toletero estaba fuera desde inicios del campeonato y ya tenía dos días listo para estar en play a tiempo completo, tras tomar un turno en el juego 7 de la semifinal contra Navegantes del Magallanes.

Probablemente, el carabobeño sea designado en el duelo inaugural de la instancia decisiva.