Una niña india de 14 años inventa una plancha solar porque en su país todavía funcionan con carbón

En el Primer Mundo, planchar la ropa no es una actividad especialmente agresiva con el medio ambiente. Las planchas funcionan con electricidad, y hay una en cada casa. Lo peligroso aquí son las discusiones para decidir a quién le toca planchar…

Pero en las regiones pobres de la India, el concepto de planchar la ropa es muy diferente. Y una niña de 14 años llamada Vinisha Umashankar ha decidido arreglar lo que los mayores llevan décadas sin hacer.

En la India existen 10 millones de carritos de planchado. Se trata de unos carros con ruedas tirados por animales o bicicletas en donde sus dueños, principalmente hombres, planchan la ropa en plena calle a todo aquel que se lo pida. En muchas regiones de la India una plancha es un lujo demasiado caro, así que esperan a que llegue el carrito de la plancha para que les planche la colada por una mínima cantidad de dinero:

Getty Images

El problema de estos servicios es que usan planchas que funcionan con carbón vegetal. Cada carrito consume unos 5 Kilos de carbón diarios para calentar la plancha, así que los 10 millones de carros de planchado consumen 50 millones de Kilos de carbón vegetal al día altamente contaminante, que implica talar docenas de miles de árboles a diario.

A sus 14 años, Vinisha Umashankar se dió cuenta del problema. Y decidió hacer algo al respecto. Tal como cuenta a Reuters: «Calculé la enorme cantidad de carbón vegetal que se está utilizando, la contaminación que genera y empeora el cambio climático, daña la Madre Tierra y la salud humana. Quería crear un recurso renovable para reemplazar el carbón vegetal«.

Así que todos los días durante seis meses, al salir del colegio, Vinisha dedicaba un rato a diseñar un carro de planchado solar, para sustituir al carbón.

Y lo consiguió. Ideó un sistema de paneles solares que se colocan en el carro, para calentar la plancha. Con cinco horas de exposición al sol, algo bastante fácil de conseguir en la India, se obtienen seis horas de planchado. Además la plancha del carro también se puede conectar a la corriente eléctrica, o a una batería.

El inventó impresionó al Departamento de Ciencia y Tecnología de la India, que lo ha patentado a nombre de la niña.

Además Vinisha Umashankar ha ganado el premio sueco Climate Prize en la categoría infantil, dotado con una recompensa de 10.000 euros.

El jurado ha destacado: «Con un diseño inteligente y una sólida comprensión del problema del carbón vegetal como contaminante del aire, Vinisha ha logrado combinar ciencia, innovación y tecnología para diseñar el carrito de planchado con energía solar. Si se implementa a gran escala, esta es una invención que puede tener un impacto positivo significativo en la calidad del aire de la India y la salud de las personas, al tiempo que reduce el uso insostenible de madera. El jurado está impresionado y ve a una joven científica y emprendedora con una gran pasión por el medio ambiente, que puede traer múltiples beneficios tanto a la sociedad como a nuestro planeta«.

Parece que hasta los niños se dan cuentan de que ellos son los que van a tener que arreglar los innumerables desastres que hay en el mundo, teniendo en cuenta la demostrada incompetencia de los adultos…